skip to Main Content

Es imprescindible que tu negocio, por muy pequeño que sea, cuente con un TPV o Terminal Punto de Venta, esta nueva herramienta permite gestionar tareas con respecto al proceso de venta, como la creación de tickets de ventas, facturas y posteriormente una mayor facilidad y organización a la hora de elaborar inventarios e informes. Esta tecnología o sistema informático, con la llegada de los teléfonos inteligentes o smartphones, ha evolucionado hasta llegar al TPV móvil, el cual también brinda al negocio ventajas a la hora de utilizarlo.

 

¿Debe mi negocio contar con un TPV?

Esta tecnología, así como todas las tecnologías, tiene por objetivo principal facilitar procesos para el usuario, en este caso se trata del proceso de ventas de un negocio, gestionando de manera más rápida y efectiva tareas como el cobro de un producto, sea por tarjeta de crédito o débito, la creación e impresión de tickets de venta y facturas. Su uso te ahorraría un montón de gestiones de manera efectiva y sin posibilidad de equivocaciones.

Luego de decidir que necesitas un Terminal de Punto de Venta, es importante que te dediques a buscar el que se adapte más a las especificaciones de tu negocio, sabemos que un TPV utilizado en un restaurante no será el mismo que uno utilizado en una tienda de DVDs, hablamos de hardware y software.

Los TPV vienen en muchas presentaciones y varían desde el hardware hasta el software, los hay compactos; estos son los más utilizados debido a que solo cumplen con la función de ser puntos de venta, cuentan con los puertos necesarios para la conexión de los periféricos más utilizados, como teclados o cajón portamonedas. Estos son los que más generan estabilidad debido a que en su estructura no está diseñada como una PC normal, estos pueden estar encendidos durante largas horas sin producir calentamiento, así como la instalación de licencias que permiten que haya un inicio más rápido y se eliminen características innecesarias. También los hay modulares; en este caso se trata de una de una PC normal con un software específico instalado. Por tratarse de una PC normal, estos son más propensos a averías, es importante recalcar que un ordenador no está destinado a convertirse en punto de venta por lo que puede generar mayor inversión en su mantenimiento, lo que se traduce en mayores egresos para tu negocio. A pesar de que estos requieren mayor mantenimiento y cuidado puede ser la opción más económica en comparación con los TPV compactos.

El software instalado en el punto de venta puede ser a medida, específico para una empresa, comercial; son los más comunes y económicos por tratarse de un TPV general, están destinados a distintos tipos de negocio y también se encuentran los específicos; estos son los desarrollados por empresas para negocios específicos en donde pueden realizarse configuraciones dependiendo del trabajo.

Aquí en SOLINFOR ofrecemos soluciones personalizadas para todo tipo de negocios, dale un vistazo a nuestras opciones y elige el indicado para ti.

Back To Top